Te ayudamos a incrementar tu ahorro energético

Autoconsumo industrial

Los 9 beneficios del autoconsumo industrial fotovoltaico para empresas

Tabla de contenidos

Cada vez son más las empresas que se interesan por el sistema de autoconsumo industrial fotovoltaico.

El avance tecnológico y la economía de escala han hecho posible que la energía solar fotovoltaica sea cada vez más asequible para las empresas, sin importar al sector al que pertenezcan.

El autoconsumo industrial es una modalidad de aprovechamiento energético solar, dirigido a consumos muy elevados de energía eléctrica.

 

¿Qué es el autoconsumo fotovoltaico industrial

El autoconsumo fotovoltaico industrial es la capacidad que tiene una empresa industrial de generar electricidad.

Esta electricidad se genera a través de paneles solares fotovoltaicos para el propio autoconsumo de la empresa.

La instalación de paneles solares se realiza en el tejado de la nave industrial o en terrenos anexos, sin necesidad de hacer grandes obras.

 

 

¿Para qué sirve el autoconsumo fotovoltaico industrial? 

El autoconsumo fotovoltaico para empresas es una gran ventaja competitiva, sobre todo porque:

✔️ Permite ahorrar hasta un 50% en la factura de la luz.

✔️ Si generas más energía de la que consumes, el ahorro en la factura de la luz puede suponer hasta un 80% del total.

✔️ Al utilizar energías renovables respetuosas con el medio ambiente, la empresa mejorará su imagen y verá reforzada su responsabilidad social corporativa, mejorando su competitividad y ahorrando costes innecesarios.

 

Tipos de autoconsumo fotovoltaico para empresas

Existen diferentes tipos de autoconsumo fotovoltaico para las empresas, aunque lo más aconsejable en el caso del autoconsumo industrial, es contar con una instalación fotovoltaica conectada a la red eléctrica.

 

➜ Autoconsumo industrial conectado a la red

El autoconsumo industrial conectado a la red es la modalidad de autoconsumo solar, en la que dicha instalación está conectada a la red eléctrica.

La energía eléctrica que se produce se consume de forma inmediata en la nave industrial.

Con esta modalidad, a su vez, se puede negociar con la compañía de la red eléctrica el tipo de contrato, pudiendo ser con compensación de excedentes y sin compensación de excedentes.

 

-Autoconsumo en empresas con compensación de excedentes:

El autoconsumo industrial con compensación de excedentes consiste en que, si el consumo diario es menor a la producción solar, el excedente se entrega a la red eléctrica y la empresa cobra por ello como compensación por la energía producida.

 

-Autoconsumo en empresas sin compensación de excedentes:

En esta modalidad, la empresa no produce más energía de la que consume, para que esto sea posible, un requisito indispensable para escoger esta modalidad, es que la instalación cuente con un «kit de anti-vertido» para que no se produzca más energía eléctrica de la que se pueda consumir.

Este tipo de instalaciones fotovoltaicas también se las conoce como instalaciones de «inyección cero».

El sistema de anti-vertido fotovoltaico industrial se específica en el Real Decreto 244/2019, por el que se regula el autoconsumo eléctrico.

Autoconsumo industrial

 

¿En qué consiste la instalación de autoconsumo fotovoltaico para naves industriales?

A la hora de instalar un sistema de autoconsumo industrial, es muy importante hacer un estudio previo para adaptar el sistema de autoconsumo fotovoltaico, en función de la geolocalización y de las necesidades particulares de cada empresa.

➜ Instalación fotovoltaica de autoconsumo para empresas industriales

Lo primero en lo que nos centramos a la hora de diseñar la instalación es en el consumo, una vez determinado el consumo de la empresa, hacemos un estudio de la posición geográfica, orientación e inclinación de la cubierta.

Así obtenemos la cantidad exacta de placas solares y la potencia de instalación que más se ajusta a las necesidades de la empresa.

Una vez adaptado el sistema, la instalación se realiza en 5 pasos.

➜ Esquema de 5 pasos de energía solar fotovoltaica para empresas.

El sistema general de instalación para empresas industriales se puede resumir en 5 sencillos pasos.

Autoconsumo industrial

1 Paneles solares fotovoltaicos

Los paneles solares son los encargados de producir electricidad a partir de la energía solar que reciben durante el día.

2 Inversores

La energía recibida por los paneles solares se envía automáticamente a un inversor, el inversor es el encargado de convertir la corriente continua en corriente alterna para el autoconsumo de la empresa.

3 Conexión con la red eléctrica existente

La instalación de autoconsumo fotovoltaico se integrará perfectamente con la instalación eléctrica de la empresa, de esta forma, no será necesario interrumpir la actividad de la empresa para instalar, corregir o reparar el sistema fotovoltaico.

4 Red eléctrica

El sistema de autoconsumo industrial fotovoltaico está conectado a una red eléctrica que regulará la falta o exceso de energía producida.

-Plus de energía

Esta red eléctrica se utiliza en caso de que los paneles solares no generen la suficiente energía para el autoconsumo.

Si no generan suficiente energía, esta se complementa con la de la red eléctrica sin coste adicional.

-Compensación por excedentes

En caso de que los paneles solares en el autoconsumo industrial generen más energía de la consumida, esta energía se devuelve a la red eléctrica, recibiendo una compensación por parte de la compañía de eléctrica.

La compensación por excedentes es muy frecuente, sobre todo los fines de semana (que es cuando las empresas industriales reducen su actividad) y en épocas con más horas de sol al día.

 

5 Medición y monitorización del sistema

Todo esto es medible y controlable desde la app, en caso de que se produzca cualquier tipo de incidencia, AODIberica se encargará de reparar el panel.

 

Autoconsumo industrial

Beneficios de tener una instalación fotovoltaica de autoconsumo industrial 

Las instalaciones fotovoltaicas para el autoconsumo en las empresas tienen beneficios directos e indirectos, como por ejemplo;

1. Abaratamiento de los sistemas

Mientras los precios de la electricidad proporcionada por las compañías eléctricas siguen subiendo de forma continua, la energía solar fotovoltaica para el autoconsumo consigue reducir la factura de la luz hasta en un 50% desde su instalación.

2. Con el autoconsumo industrial se reduce la dependencia de las compañías eléctricas

Al tener un sistema independiente para generar energía limpia de autoconsumo, la empresa tiene mayor independencia ante los cambios y fluctuaciones de precios de las compañías eléctricas.

3. Sin interrumpir la actividad

En caso de que se produzcan cortes de electricidad o caídas de tensión, la empresa no se verá obligada a interrumpir toda la producción, siempre y cuando coincida con las horas de generación de energía fotovoltaica, es decir, durante las horas de luz.

4. Aprovechamiento eficiente del espacio

A la hora de instalar un sistema fotovoltaico de autoconsumo industrial, no es necesario realizar grandes inversiones en espacio.

La inmensa mayoría de sistemas se instalan en techos, cubiertas y superficies que actualmente ya existen y no se aprovechan.

5. Compensación por excedentes

El sistema de compensación por la energía generada no consumida se bonifica en la factura, suponiendo hasta un 80% de ahorro.

6. Fuente de energía inagotable

Los sistemas de autoconsumo fotovoltaico se nutren de energía solar, se trata de una energía renovable, gratuita, inagotable y respetuosa con el medio ambiente.

7. Autoconsumo como ventaja competitiva

La reducción de costes en producción permite un aumento de la competitividad de la empresa y de la capacidad para generar recursos financieros.

De esta forma es posible crear ofertas, obtener mayor margen de beneficios, invertir en I+D+I…etc.

8. Energía sostenible

Invertir en energías renovables, supone un ahorro no solo económico, también ayuda a frenar el cambio climático reduciendo las emisiones de CO2, y otras sustancias contaminantes como el dióxido de azufre, cambiándolo por energía limpia.

9. Mejora la imagen de la empresa

Invertir en energías renovables es un plus para mejorar la imagen de responsabilidad social corporativa de la empresa, esto supone un valor añadido extra para los consumidores.

 

Plazo de amortización en el autoconsumo industrial

Una de las dudas más frecuentes a la hora de instalar un sistema de autoconsumo fotovoltaico industrial, es el plazo de amortización.

La amortización dependerá del tamaño de la empresa, la capacidad de generar energía y la elección de los componentes del sistema.

 

Ejemplo de amortización de una instalación de autoconsumo en nave industrial

 

La instalación de autoconsumo industrial de Talleres Carrique, es un buen ejemplo de lo que supone contar con un sistema de autoconsumo fotovoltaico en la empresa.

Se realizó una instalación de autoconsumo con compensación de excedentes para la reutilización del terreno.

En este caso el sistema está compuesto por 248 módulos solares, con una potencia pico instalada de 99.2 kWp.

Esta instalación generará un promedio de 12.239 kWh mensuales, con una media anual de 146.878 kWh/año, lo que se traduce en un ahorro económico anual estimado de 16.156€, y un ahorro en las emisiones de 59.54 Toneladas de CO2 al año.

Tomando como base estos datos, este sistema industrial fotovoltaico se amortizaría en 5 años.

Teniendo en cuenta que estos sistemas fotovoltaicos están pensados para que duren aproximadamente unos 25 años, a partir del 5º año la empresa empieza a generar energía limpia de forma gratuita durante al menos 20 años más.

 

Empresas fotovoltaicas instaladoras de autoconsumo industrial

En AODIberica somos una empresa instaladora de placas solares fotovoltaicas a nivel integral.

Nos encargamos de todo:

✔️ Nuestro equipo de expertos elaborarán un estudio personalizado exacto y preciso sobre la instalación fotovoltaica que más se adapta a tus necesidades​.

✔️ Te ofrecemos la posibilidad de financiar la instalación.

✔️ Te asesoramos sobre las subvenciones y bonificaciones.

✔️ Nos encargamos de los trámites legales para que no tengas que preocuparte del papeleo.

 

Si quieres saber el estudio exacto de costes y ahorros que un sistema de autoconsumo industrial de este tipo puede suponer para tu empresa, contáctanos sin compromiso.

 

 

 

Ventajas del autoconsumo industrial fotovoltaico

Las instalaciones fotovoltaicas para el autoconsumo en las empresas cuentan con múltiples ventajas de forma directa e indirecta:

1. Fomento de la innovación y la sostenibilidad

Las instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo son una inversión en innovación y sostenibilidad, que le permitirá a la empresa estar a la vanguardia en materia de energía y un paso por delante de la competencia.

2. Independencia energética

La instalación de una planta de autoconsumo fotovoltaico industrial le permite a la empresa ser independiente energéticamente, reduciendo la dependencia de las empresas eléctricas.

3. Incremento de la rentabilidad

La inversión en una instalación de autoconsumo fotovoltaico industrial se amortiza en unos 5 años, lo que supone un retorno de la inversión muy atractivo.

Una de las grandes ventajas de esta inversión, es que una vez amortizada la instalación, la energía eléctrica que se produce es gratuita.

 

¿Cuál es la normativa para instalar placas solares de autoconsumo industrial en grandes empresas?

Con el objetivo de impulsar el autoconsumo mediante energías renovables, El Consejo de Ministros aprobó en abril de 2019 el Real Decreto 244/2019 por el que se regularán las condiciones administrativas, técnicas y económicas para el autoconsumo energético.

Las principales modificaciones de la nueva normativa para instalar placas solares son:

 

1.Eliminación de tasas

Se eliminan las tasas para la generación fotovoltaica de autoconsumo, con el objetivo de derogar el conocido y ya extinto «impuesto al sol», uno de los grandes mitos de la energía solar, que hace algunos años gravaba el autoconsumo eléctrico.

2. Eliminación del límite de viviendas

Se elimina la limitación en el número de viviendas y locales comerciales que pueden estar incluidos en una misma instalación de producción de energía eléctrica (se abre paso al autoconsumo compartido en comunidades de vecinos).

3. Eliminación del límite de potencia

Se eliminan los límites de potencia instalada a la hora de determinar el porcentaje de consumo que se cubrirá con la energía producida por la instalación de autoconsumo.

4. Se abre paso a la compensación por excedentes

Se establece un sistema de compensación económica para los excedentes energéticos no consumidos en el momento de su producción, que se podrán ceder a la red eléctrica.

5. Uso del tejado de terceros

Se permite el alquiler de tejados para que terceros puedan instalar sus paneles fotovoltaicos, siempre que la persona titular del contrato de suministro eléctrico lo autorice.

 

Autoconsumo industrial fotovoltaico

Pasos para legalizar instalaciones fotovoltaicas industriales sin excedentes

El autoconsumo sin excedentes es la forma en que se produce energía eléctrica para su consumo inmediato, sin que se produzca ningún excedente que pueda ser cedido a la red eléctrica.

Los 15 pasos para legalizar instalaciones sin excedentes son:

  1. Diseño del sistema fotovoltaico.
  2. Permisos de acceso y conexión, avales o garantías.
  3. Autorización ambiental y de utilidad pública.
  4. Autorización previa y de construcción.
  5. Licencia de obras.
  6. Puesta en marcha del sistema fotovoltaico.
  7. Inspección inicial y periódicas.
  8. Certificado de instalación y/o de fin de obra.
  9. Autorización de la explotación.
  10. Contrato de acceso.
  11. Contrato de suministro de energía de servicios auxiliares.
  12. Licencia de actividad.
  13. Acuerdo de reparto y contrato de compensación simplificada.
  14. Inscripción en el Registro Autonómico de Autoconsumo.
  15. Inscripción en el Registro Administrativo de Autoconsumo de energía eléctrica (RADNE).

Pasos para legalizar instalaciones fotovoltaicas industriales con excedentes

El autoconsumo con excedentes es la forma en que se produce energía eléctrica para su consumo inmediato y, además, se produce un excedente que puede ser cedido a la red eléctrica.

Recomendada para instalaciones fotovoltaicas con una potencia menor a 100 kW.

Ésta a su vez puede ser de dos tipos:

➜ Compensación de consumo

La energía que sobra es vertida a la red y, el contador bidireccional cuenta los kWh que se vierten. La comercializadora asigna un precio a estos, y lo restará de la factura eléctrica.

➜ Sin compensación

la energía que sobra es vendida al precio que se pacte con la comercializadora.

Dependiendo del subtipo de autoconsumo con excedentes, la instalación fotovoltaica quedará exenta de algunas etapas de la tramitación.

En general, los 16 pasos para legalizar instalaciones con excedentes son:

  1. Diseño de la instalación.
  2. Permisos de acceso y conexión, avales o garantías.
  3. Autorización ambiental y de utilidad pública.
  4. Autorización administrativa previa y de construcción.
  5. Licencia de obras.
  6. Puesta en marcha de la instalación.
  7. Inspección inicial y periódicas.
  8. Certificados de la instalación y/o fin de obra.
  9. Autorización de la explotación.
  10. Contrato de acceso.
  11. Contrato de suministro de energía para servicios auxiliares.
  12. Licencia de actividad.
  13. Acuerdo de reparto y contrato de compensación de excedentes.
  14. Inscripción en el Registro Autonómico de Autoconsumo.
  15. Inscripción en el Registro administrativo de Instalaciones Productoras de Energía Eléctrica (RAIPRE).
  16. Contrato de representación en mercado.

 

Subvenciones y ayudas al autoconsumo industrial en Cataluña

El Real Decreto 263/2019, de 12 de abril, por el que se regula el Programa de ayudas para actuaciones de eficiencia energética en PYME y gran empresa del sector industrial, tiene un programa dotado inicialmente de un presupuesto máximo que asciende a la cantidad total de 307.644.906 euros.

El programa señala que las ayudas serán compatibles con otras ayudas públicas de carácter sectorial o provincial que sean compatibles con la normativa europea sobre ayudas de Estado.

La cuantía máxima de las ayudas a repartir se hará en función del tamaño de la empresa:

Gran empresa

Mediana empresa

Pequeña empresa

 30%40%

50%

Las actuaciones elegibles susceptibles de recibir ayuda se tienen que ajustar en una o varias de las tipologías siguientes:

Tipología 1 – mejora de procesos industriales: hasta 75.000 €

Tipología 2 – sistemas de gestión energética: hasta 300.000 €

Se pueden presentar conjuntamente diversas actuaciones para poder llegar a la inversión elegible mínima de cada una de las tipologías, siempre y cuando todas ellas se efectúen en un mismo establecimiento industrial (una sola ubicación), y que cada una de las actuaciones se presenten por separado.

El importe máximo de ayuda para proyectos, en una misma ubicación industrial será de: 8.000.000 €.

Son ayudas a fondo perdido.

Desde este enlace puedes conocer con más detalle las diferentes ayudas al autoconsumo industrial en Cataluña.

 

Precio de una instalación fotovoltaica industrial

El precio de una instalación fotovoltaica industrial va a depender de diferentes factores, de ellos uno de los más determinantes a la hora de concretar el precio de la instalación industrial fotovoltaica es la potencia.

En función de los consumos y de la necesidad energética de cada explotación, se determina la potencia que se necesita para cubrir el total o una parte del consumo total.

Además, es importante tener en cuenta en el precio: el nº de paneles, el tipo de paneles, la mano de obra, la instalación…etc.

Como puedes comprobar, calcular el precio de un sistema fotovoltaico para grandes empresas es muy complejo, aunque si quieres conocer los precios orientativos, con estas cantidades puedes hacerte una idea:

 

Potencia

Precio aproximado

20 kWp15.000 €
30 kWp25.000 €
40 kWp30.000 €
50 kWp35.000 €
70 kWp50.000 €
100 kWp65.000 €

 

Estos son solo precios aproximados, si quieres ver un estudio completo sobre proyectos reales y precios de placas solares para autoconsumo industrial, haz clic en ese enlace.

¿Qué porcentaje de autoconsumo industrial fotovoltaico es recomendable?

En instalaciones industriales se recomienda un porcentaje de autoconsumo fotovoltaico entre el 50% y el 80%.

De esta manera, se asegura que la gran parte de la energía consumida se produce de forma limpia y eficiente, reduciendo la factura de la energía y los costes operativos de la empresa.

 

¿Qué es un contrato PPA de autoconsumo solar?

PPA significa Power Purchase Agreement, es decir; un contrato de compraventa de energía eléctrica.

Se trata de un contrato entre el productor de energía (el cliente con la instalación solar) y el comprador de energía (la empresa de suministro eléctrico).

En el contrato PPA, el comprador se compromete a comprar la energía eléctrica producida por la central solar durante un periodo de tiempo determinado (generalmente 15 o 20 años).

De esta forma, el productor de energía solar (el cliente) se asegura un precio y una demanda para su energía eléctrica, y el comprador (la empresa de suministro eléctrico) se asegura una fuente de energía eléctrica limpia y renovable.

 

Contrato PPA autoconsumo solar

Beneficios que un PPA ofrece para el autoconsumo industrial.

✔️ El PPA te permite reducir tus costes de energía eléctrica, ya que te asegura un precio fijo durante todo el periodo del contrato.

✔️ También te permite reducir tus emisiones de CO2, ya que la energía eléctrica que se produce con la central solar es energía limpia y renovable.

✔️ El PPA te permite asegurar una fuente de energía eléctrica limpia y renovable para tu empresa, lo que es muy importante para cumplir con las normativas y objetivos de sostenibilidad.

 

¿Por qué instalar placas solares en una nave industrial?

Instalar placas solares en una nave industrial conlleva múltiples ventajas:

1.Gran retorno de la inversión

La energía solar es una inversión a largo plazo que puede generar ahorros significativos para las empresas.

Los paneles solares pueden durar hasta 25 años, lo que significa que las empresas pueden recuperar su inversión inicial en un período de 5 a 10 años.

Una vez pasado el plazo de amortización, el sistema de autoconsumo industrial obtendrá energía 100% gratuita para continuar con la actividad de la empresa.

 

2.Mejora de la imagen de marca

Los clientes e inversores están cada vez más interesados en las empresas que toman medidas para reducir su huella de carbono.

Por este motivo, las empresas que utilizan energía solar para reducir sus emisiones de carbono mejoran significativamente su imagen de marca, siendo más respetuosa con el medio ambiente.

 

3.Máxima rentabilidad en las horas de máxima producción

 

La energía solar se produce durante el día, justo cuando las empresas industriales necesitan más energía.

Esto significa que las placas de autoconsumo solar industrial sirven para reducir el consumo de energía de la empresa durante las horas punta, lo que a su vez puede reducir significativamente aún más los costes de energía.

 

4. Financiación pública disponible

Hay una gran cantidad de opciones de financiación pública disponibles, tanto a nivel estatal como europeo para las empresas que desean instalar placas solares.

Estas opciones de financiación reducen significativamente el coste inicial de instalación de un sistema solar fotovoltaico y hace que sea mucho más asequible y rentable para las empresas industriales.

 

5. Mejora la competitividad de las empresas

Las empresas que utilizan energía solar reducen significativamente sus costes fijos de energía, ayudando a que estas puedan aumentar sus margenes de beneficio y mejorar su competitividad.

 

Solicitar estudio de viabilidad de autoconsumo industrial

Si quieres conocer cuál sería el ahorro en tu factura eléctrica al instalar una planta solar fotovoltaica industrial, puedes solicitar un estudio de viabilidad gratuito y sin compromiso.

Estudio gratuito